El fin de teléfono inteligente llegará

Martes 18 de Junio de 2024
Edición Nº 2099


25/04/2024

El fin de teléfono inteligente llegará

PinAI funciona por comando de voz y transmite información a la palma de nuestra mano; periodista cuenta experiencia de uso.

Una tarde reciente, tenía un bagel frente a mí y dije: “Mira y dime si esto es saludable”.

Una voz monótona respondió que el bagel no era saludable porque tenía muchos carbohidratos, lo que podría contribuir a un aumento de peso.

No estaba hablando con un arrogante experto en tecnología obsesionado con la dieta ketogénica. Se trataba del Ai Pin, una diminuta computadora de 700 dólares que tiene integrado un asistente que extrae datos de OpenAI (la firma de investigación detrás del chatbot ChatGPT), Google, Microsoft y otras compañías para contestar preguntas y realizar tareas.

Con la forma de un prendedor que podría recordarnos al de Viaje a las estrellas, se fija a tu ropa con imanes y se supone que debe asumir tareas que habitualmente harías con un teléfono inteligente, como tomar notas, buscar en la web y tomar fotografías. En lugar de una pantalla, el pin proyecta un láser verde en tu mano para mostrar texto. El dispositivo incluye una cámara, un altavoz y conexión celular.

El novedoso diseño del Ai Pin, creado por la empresa emergente Humane, generó muchos comentarios cuando se presentó a fines del año pasado. Sam Altman, el director ejecutivo de OpenAI, y compañías que incluyen a Microsoft y Salesforce han hecho una apuesta arriesgada (al darle 240 millones de dólares en financiamiento a Humane) de que el hardware con inteligencia artificial como el Ai Pin se convertirá en el próximo producto que alcance una popularidad enorme después del teléfono inteligente. (The New York Times presentó una demanda contra OpenAI y Microsoft el año pasado por usar sin permiso artículos informativos con derechos de autor para entrenar chatbots).

Humane afirmó que su meta con el Ai Pin era ofrecer tecnología que ayudara a la gente a evitar las pantallas y a mantener el contacto visual.

Me agradó la estética elegante y el concepto del pin. Fue útil en ocasiones, como cuando me sugirió qué artículos empacar para mi viaje reciente a Hawái. Sin embargo, como lo usé durante dos semanas, presentó fallas evidentes. A menudo, sus respuestas eran insulsas, como con el bagel, o erróneas, como cuando contestó que la raíz cuadrada de 49 era 49. Además, la sesión fotográfica del Times concluyó antes de tiempo porque el dispositivo se sobrecalentó y se apagó.

Yo no pagaría 700 dólares por este pin (y menos la suscripción de 24 dólares al mes requerida para usar sus servicios de datos, incluyendo su plan celular con T-Mobile). Pero, sin duda, despertó mi curiosidad.

Imran Chaudhri y Bethany Bongiorno, la pareja que fundó Humane y que trabajó en Apple, mencionaron que las actualizaciones enviadas a través de sus servidores abordarían muchos de los fallos que encontré, incluyendo los problemas de sobrecalentamiento y los cálculos matemáticos erróneos.

Bongiorno aseguró: “Es una travesía y apenas estamos en el inicio. La primera versión nunca es la visión completa”.

A continuación, explico cómo fue mi experiencia al usar el Ai Pin.

El comienzo


Como el Ai Pin carece de una pantalla, los usuarios configuran sus cuentas y otros ajustes en el sitio web de Humane. Para desbloquear el dispositivo con un código, sostén tu mano para proyectar un láser verde sobre tu palma. Mover tu mano hacia afuera incrementa el número, mientras que moverla hacia adentro lo disminuye; seleccionas cada dígito pellizcando con dos dedos en la misma mano.

El láser puede ser usado para modificar otros ajustes, como conectarse a una red wifi y puede mostrar una transcripción de las respuestas del asistente virtual. Humane indicó que el láser no debía ser usado durante más de nueve minutos pero, cuando lo usé, duró alrededor de tres horas antes de que Ai Pin se quejara de que estaba demasiado caliente y se apagara.

ImageSeveral pieces of boxy equipment, in white, black and pink, related to the Ai Pin.
Los accesorios del Ai Pin de Humane
Asistente virtual
Además de desbloquear el pin con el láser, controlarás el Ai Pin la mayoría de las veces con toques de dedos y tu voz. La ventaja de fijar un asistente virtual a mi camiseta se volvió evidente cuando me estaba moviendo y pensando sobre las muchas cosas que tenía que hacer.

Con un dedo apretado sobre el Ai Pin, podía llamar al asistente y pedirle que agregara tareas a mi lista de pendientes. Esta función destacó cuando estaba empacando para mis vacaciones en Hawái y agregando artículos a mi lista de cosas por empacar, incluyendo camisetas y pantalones cortos de baño. Cuando le solicité al pin que sugiriera otros objetos para empacar para mi viaje me recomendó un sombrero, protector solar y otros artículos relevantes. Eso fue genial.

No obstante, el Ai Pin fue menos útil en otras situaciones. Cuando estuve en Hawái la semana pasada, tuve dificultades para recordar el nombre de una gastroneta cerca de mi hotel que servía loco moco, así que le pedí al asistente que la buscara por mí. Respondió que no podía encontrar ninguna gastroneta como esa, lo que me llevó a buscarla en mi teléfono.

Un intérprete de idiomas
Una función importante del Ai Pin es la capacidad de traducir una conversación a otro idioma en tiempo real. Con un dedo apretando el pin, podía fijar un idioma al que deseaba que se tradujera, por ejemplo, el mandarín. Cuando presionaba el pin con dos dedos y pronunciaba una frase en inglés, el Ai Pin lo decía en mandarín y viceversa.

Probé esta función con diversos idiomas, entre ellos español, francés e indonesio. Confirmé que en general el intérprete estaba en lo correcto, aunque de inglés a mandarín tradujo incorrectamente good morning (buenos días) como da jia hao, que significa hello, everyone (hola a todos).

Mira eso
Humane incluye en el Ai Pin una característica llamada Vision, que está marcada como en etapa “beta”, es decir, todavía no es la versión final. El dispositivo usa su cámara e inteligencia artificial para analizar tus alrededores y dar información sobre lo que estás viendo. Esto es lo que llevó a mi experiencia peculiar con un bagel, que se volvió aún más inusual cuando formulé más preguntas.

Le pregunté al pin cómo hacer que el bagel fuera más delicioso y empezó a explicarme cómo hacer bagels desde cero. A la larga, le pedí al pin que me diera sugerencias de sándwiches que pudieran prepararse con el bagel. Generó una larga lista de ideas, incluyendo sándwiches de ensalada de garbanzo, los “sloppy joe” y sándwiches de pepino con chutney verde.

Cuando estaba de vacaciones, visité un jardín botánico y le pedí al dispositivo que identificara una flor. “La flor es amarilla con rayas rojas en el interior”, respondió. Era correcto, pero no respondía a mi pregunta. “Es una Solandra maxima”, dijo mi mujer. Había hecho una foto de la flor con su teléfono y la había subido a Google Images. Me sentí avergonzado. Humane dijo que estaba trabajando constantemente para mejorar la función Vision.

Las funciones del teléfono
De manera parecida a un teléfono inteligente, el Ai Pin tiene su propio número telefónico y conexión a datos celulares para hacer llamadas telefónicas y reproducir música y su cámara puede usarse para tomar fotografías y grabar videos.

Este es el punto en el que el desempeño del Ai Pin fue menor al esperado. Considerando que es algo diseñado para hacerte pasar menos tiempo en tu celular, no es mejor que un teléfono inteligente en ninguna de esas tareas. Las fotografías y los videos capturados con la cámara lucen mal iluminados y borrosos. Para efectuar una llamada telefónica, puedes pedirle al asistente que llame a alguien en tu agenda de contactos, pero para marcar un número nuevo, dictas los dígitos. Para la música, el dispositivo actualmente funciona solo con Tidal, un servicio de emisión en continuo de música que es poco popular.

Bongiorno señaló que el Ai Pin le permite tomar fotografías más naturales al no tener una pantalla que se entrometa. Sin embargo, para mí, esto fue una desventaja. Sin poder ver adonde apunta la cámara, las fotografías lucían mal encuadradas.


Conclusiones


Aunque el Ai Pin fue útil e impresionante en algunas ocasiones, a veces fue poco útil o ineficiente al punto de motivarme a regresar a mi celular.

Gary Marcus, un emprendedor de inteligencia artificial, opinó que los errores que el Ai Pin cometió, como el del bagel, eran resultado de las llamadas alucinaciones, la tendencia de la inteligencia artificial de adivinar e inventar cosas cuando no puede encontrar la respuesta correcta. Ese es un problema que sigue sin resolverse en muchas tecnologías de inteligencia artificial incluyendo ChatGPT y Gemini de Google.

Bongiorno reconoció que las alucinaciones ocurrían con Gemini, la tecnología detrás de la función Vision del Ai Pin. Agregó que la tecnología mejoraría rápidamente con la retroalimentación de los usuarios y que la compañía ya había perfeccionado la reacción del pin a los bagels.

Marcus afirma que ninguna empresa dispone aún de tecnología de inteligencia artificial lo bastante sofisticada como para que un asistente virtual responda a las preguntas de forma fiable.

“Es casi como un reloj descompuesto que acierta dos veces al día. “Acierta algunas veces, pero no sabes qué parte del tiempo, y eso disminuye mucho su valor”.

Sin embargo, hay una parte de la idea que vale la pena preservar. Me gustó tener un asistente en mi camiseta cuando fue realmente útil. Creo que surgirán mejores versiones futuras del producto (tal vez una más barata que no tenga cámara ni láser).

 

Newsletter

Suscribite a nuestro NewsLetter y recibí todas las noticias en tu mail

Notas destacadas